Una de las tostas que podemos degustar en Vinícola Mentridana
Una de las tostas que podemos degustar en Vinícola Mentridana
Llega el domingo y, como no podía ser de otra manera, el cuerpo sabe que no es momento de quedarse en casa. Poco importa este tiempo invernal, y es que «no hay dolor» si nos proponen disfrutar de unos vinos en uno de los lugares más adecuados para ello de nuestra ciudad: Vinícola Mentridana.
Pocos sitios quedan ya con un sabor tan genuino a taberna castiza, empezando por la decoración exterior y acabando con la disposición del mobiliario y todos los elementos dentro del local. Las referencias en vino son larguísimas, con una gran selección de caldos tanto nacionales como internacionales, conformando una lista en la que es complicado no encontrar una opción que se adapte a tu paladar.
Otro de su fuerte son las tostas, canapés y raciones, con recetas tradicionales y más innovadoras, pero sobre todo elaboradas con buen producto y mucho esmero para que no seamos capaces de conformarnos sólo con una.
También son conscientes de que hay gente a la que el vino no le hace demasiada gracia y por ello son maestros en el arte de tirar la caña, así que con sed no te vas a quedar. Eso sí, volvemos a hacer hincapié en que te leas la carta de vinos y decidas de una vez iniciarte en el arte de la viticultura. Te aseguramos que no te vas a arrepentir.
Cuándo: Lunes a domingo, de 13:00 a 17:00
Dónde: Calle de San Eugenio, 9; Metro Antón Martín
Precio: Desde 1,5€